Dentro de los modelos económicos que están comenzando a tomar fuerza en el mundo y en concreto en Colombia, esta el desarrollado bajo el concepto de la economía naranja, entendiendo el mismo como un modelo económico basado en el talento, la propiedad intelectual, la conectividad y la cultura que tienen las distintas regiones.

Así pues, de acuerdo con el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) en el documento “Industrias Culturales de Latinoamérica y el Caribe: retos y oportunidades” es definida la economía naranja como el conjunto de actividades que de manera encadenada permiten que las ideas se transformen en bienes y servicios culturales, los cuales tienen un valor determinado por su contenido de propiedad intelectual.

Dentro de los conceptos que componen a la economía naranja es posible encontrar la industria creativa, cultural, de artes, del entretenimiento, la industria de los contenidos y la protegida por los derechos de autor. A manera de ejemplo, para la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO), “Las industrias culturales y creativas son aquellas que combinan la creación, la producción y la comercialización de contenidos creativos que sean intangibles y de naturaleza cultural. Estos contenidos están normalmente protegidos por el derecho de autor y pueden tomar la forma de un bien o servicio. Incluyen además toda producción artística o cultural, la arquitectura y la publicidad

Por otro lado, para la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL) “Las industrias de contenidos son: editorial, cine, televisión, radio, discográfica, contenidos para celulares, producción audiovisual independiente, contenidos para Web, juegos electrónicos, y contenidos producidos para la convergencia digital (cross media)”.

El pasado 8 de marzo de 2019, se desarrolló en Cali, Colombia, el segundo Consejo Nacional de Economía Naranja (CNEN) liderado por el presidente de la republica Iván Duque y la Ministra de Cultura, en donde fueron proyectados para los primero siete (7) meses de gobierno los distintos avances que generó la implementacion de la politica sobre la economía naranja. Ahora bien, uno de los temas expuestos fue el efecto que ha tenido el beneficio de la renta exenta para las empresas cuyos ingresos provengan del desarrollo de industrias de valor agregado teconológico y actividades creativas, por un término de siete (7) años. De ahí que, los ingresos de las empresas que se describen anteriormente y que pertenecen al modelo económico de la economía naranja se vean libre del pago por concepto de impuesto sobre la renta, significando que estos se gravaran con una tarifa en base de cero (0). Esto como impulso de tipo tributario al sector económico que se encuadra dentro de los márgenes de este tipo de economía como medio para propender la equidad y brindar más oportunidades al sector empresarial colombiano.

De igual manera, los miembros del CNEN, informaron que el Estado ya destinó en el 2019 alrededor de $500.000.000 para el desembolso de crédito del sector naranja provenientes de Bancóldex, Exprimiendo Naranja, Emprender del SENA y Reactiva Findeter. Por otro lado $97.000.000 serán destinados a la atención integral para la industria, la asistencia técnica al emprendimiento y la inclusión, y $83.000.000 para los procesos de innovación y fortalecimiento de los creadores.

Frente a este tema es importante resaltar que para el año 2018 los ingresos provenientes del sector económico materia de discusión, representaron el 6% del producto interno bruto (PIB), ubicandose por encima de sectores como el del café y el de la minería. Es de suma importancia mencionar que según el banco interamericano de desarrollo (BID), el 6.1% de la economía mundial depende de las creaciones intelectuales, es decir de la economía naranja. Según estudio realizado el BID afirma que este tipo de economía funciona como una vía para estimular la oferta, demanda e interacción entre los actores de un ámbito innovador y creativo.

Captura de pantalla 2019-06-14 a la(s) 16.34.58-1

Así pues, Colombia es uno de los paises más avanzados en cuanto a la promoción de la economía naranja, hecho que se hace evidente con la implementación de la ley del cine y la ley de los espectáculos públicos donde se demuestra el fortalecimiento, aplicación y la promoción de este modelo. Además, la camara de comercio de Bogotá ha sido clave en el desarrollo y la introducción naranja a la economía del pais, ya que ha hecho grandes esfuerzos en intentar protegerla e incentivarla, mediante la creación de plataformas de promocion y fortalecimiento de las industrias creativas.

Por otro lado, la ley 1834 de 2017 mejor conocida como la ley naranja se introduce por el Congreso de Colombia en aras de fomentar la economía creativa. Lo que busca principalmente es proteger, desarrollar y fomentar los bienes y servicios derivados de la creación y la propiedad intelectual como generadoras de valor en el suministro de bienes y servicios. Adicionalmente, procura facilitar la identificacion de aquellos sujetos o actores que se encuentran fortaleciendo el campo creativo para la aplicación de los diferentes beneficios. El beneficio que nos importa desarrollar primero es aquel relacionado con los tributos, resultando en un descuento del impuesto sobre la renta a los actores que incentivan las distintas actividades antes mencionadas.

De acuerdo con lo anterior y a manera de ejemplo, respecto de la ley del cine, si un empresario, contribuyente del impuesto sobre la renta, invierte en la industria del cine (observando los requisitos establecidos por ley) tendrá Derecho a deducir por el periodo gravable en que realice la inversión el 165% del valor real invertido en la industria, en su declaración de renta. Esto lo que genera es que aumente la producción de cine y en consecuencía el empleo ya que la creación de una sola pelicula puede llegar a generar entre 300 y 500 empleos indirectos y una telenovela o serie, podrá generar hasta tres (3) mil empleos por lo que dure la grabación. Asi mismo se busca incentivar el sector del turismo y convertirlo en uno de los que más aporte a la economía del país.

La ley de financiamiento es la encargada de introducir este beneficio tributario, reconocido como renta exenta para un periodo de 7 años. En este sentido el artículo 79 de la ley de financiamiento modifica el art 235-2 del Estatuto Tributario y determina que, para acceder a este debe constatarse el cumplimiento de los siguientes requisitos:

  1. Tener su ubicación principal en Colombia.
  2. Tener un objeto social exclusivo relacionado con el desarrollo de industrías valor agregado tecnológico o actividades creativas.
  3. Para acceder a este incentivo, la sociedad debe cumplir con el número de empleados que se encargará de definir el Gobierno Nacional. Estos no podrán ser menos de 3, sin contar el administrador de la empresa.
  4. Las sociedades deben ser constituidas e iniciar su actividad económica antes del 31 de diciembre de 2021.
  5. Presentar proyecto de inversión al Comité de Economía Naranja del Ministerio de Cultura
  6. Cumplir con montos mínimos de inversión, en ningún caso puede ser inferior a cuatro mil cuatrociento (4.400) UVT y en un plazo máximo de tres (3) meses.
  7. Los usuarios de la zona franca podrán aplicar a los beneficios establecidos en este numeral.

Ahora bien, este no es es el único beneficio que aporta la figura para incentivar el sector creativo, entidades como Bancoldex ofertando servicios financieros a empresas de espectaculos, personas o empresas dedicadas al turismo o promocion del patrimonio cultural, editoriales, productoras audovisuales, discográficas, agencias de diseño, publicidad, medios digitales tales como:

  1. Linea de crédito “Exprimiendo la Naranja” para mejorar y modernizar el funcionamiento de las empresas.
  2. Linea de “MIPYMES Competitivas”, para programar el escalamiento productivo de los actores.
  3. LIQUIDEXcomo un producto para mejorar el flujo de caja.
  4. Créditos directos para medianas o grandes empresas.

Ademas de créditos, tambien ofrecen prográmas de capacitacion y tienen un fondo de emprendedores para aquellos sujetos que a pesar de tener grandes emprendimiento e ideas, no cuentan con los fondos suficientes para hacer realidad su proyecto creativo, siendo este beneficio, ejemplo de algunas de las oportunidades que el impulso a la economía naranja a traído a Colombia, país continuamente reconocido por la influencia cultural que tiene dicho sector, el cual se espera siga siendo materia de beneficios tributarios puesto que actualmente ya supone importantes ingresos para el sector empresarial y la Nación.

CO EBOOK RESOLUCION 020 Y 030 TWITTER-02-1

Obtener eBook

 

Los mejores tips en tu mail